Dolor de oído en niños: Causas y Remedios para aliviarlo

Una de las preocupaciones más frecuentes en los padres es al no saber qué hacer cuando sus niños les dicen que tienen un dolor en el oído. Sin embargo, el dolor de oído en niños es algo bastante frecuente debido a que aún no están consientes sobre los correctos hábitos higiénicos.

Al ser el oído una cavidad tan delicada y accesible, fácilmente pueden entrar elementos como polvo, tierra u agua que pueden llegar a desarrollar una infección.

Dolor de oído en niños

Esta es una causa bastante común del dolor de oídos en los niños. Sin embargo, también puede ser que haya una acumulación excesiva de cerumen que pueda estar causando un bloqueo, generalmente causando molestia y malestar.

Si recientemente el niño presentó alguna infección en la garganta o en la boca, puede ser que se haya traspasado a los oídos en algún momento, causando dolor y picazón. Otro motivo común que causa dolor de oídos es el trasladarse a algún lugar con una presión atmosférica diferente.

Pueden seguir los siguientes remedios caseros:

Dolor de oído en niños

Calor seco

Con un secador de pelo a temperatura tibia, aplicar calor dejando un espacio de 15 centímetros entre el secador y el oído. El calor mitigará el dolor y ayudará a que se evapore cualquier líquido que pueda estar causando el dolor.

Ajo

Colocar una gota de ajo dentro del oído. Sus propiedades analgésicas y antibióticas combatirán y disminuirán el dolor.

Cebolla

Se cuece una cebolla pequeña o un poco de jengibre en agua y colocar 2 o 3 gotas en el oído afectado.

Lavados nasales

Hacer lavados nasales con agua de mar también aliviará los conductos auditivos.

Por último, recuerda no introducir en tu pequeño ningún tipo de objeto, ni siquiera bastoncillos de algodón, ya que estos más que limpiarlo, pueden causar que se desarrollen infecciones muy dolorosas.

Deja un comentario