Dolor de garganta y cabeza: Causas y Remedios para aliviarlo

El dolor de garganta es uno de los principales indicadores os indica que padeceremos cuando tengamos catarro, por ello es muy importante que tengamos en cuenta que es muy probable que lleguemos a padecer de dolores de cabeza, los cuales harán aún más difícil realizar nuestras actividades diarias; para poder ayudar a nuestros lectores que se encuentran en esta situación hemos redactado este artículo, en el que se mencionan tanto las causas como los remedios de los que podemos valernos para disminuir al mínimo las molestias causadas por el dolor de cabeza.

Causas del dolor de garganta y cabeza

Dolor de garganta y cabeza

Infección virica

Las causas por las que padezcamos catarro puede ser alguna infección vírica, es decir que en algún punto nos contagiamos mediante algún virus, o también puede ser que sea por una infección bacteriana, lo cual es más común de contagiarnos ingiriendo algunos alimentos.

La parte más negativa de los dolores de cabeza causados por el catarro es que su duración será prácticamente la misma que la de la enfermedad, por lo que llegaremos a padecer durante mucho tiempo de este dolor de cabeza, de ahí la importancia que tiene el que hagamos uso de remedios para aliviar al máximo las molestias.

Remedios dolor de garganta y dolor de cabeza

Dolor de garganta y cabeza

Reposo y tratamiento

Lo primer que recomendaremos para aliviar al máximo el dolor de cabeza es reposar, descansando en un lugar tranquilo en el que disfrutemos de un espacio de preferencia oscuro y con muy poco sonido, con la finalidad de relajar a nuestra cabeza.

Si bien existen algunos medicamentos de fácil acceso como aquellos que tienen ácido acetilsalicílico (usado para tratar el dolor de cabeza) lo más recomendable es que se eviten esta clase de medicamentos; en vez de eso es recomendable hacer uso de una compresa de agua tibia, o fría en caso de que también tengamos fiebre, está colocada en la frente y nosotros recostados, para que así disminuyan las molestias.

Deja un comentario